EL INCIDENTE CON ROBOTS MÁS GRAVE QUE HA TENIDO AMAZON EN SUS ALMACENES FUE POR CULPA DE MANTEQUILLA PARA PALOMITAS.

Si nos preocupaba que los robots nos quitaran nuestros trabajos  , hoy un incidente en uno de los almacenes robotizados de Amazon nos demuestra, que las personas de carne y hueso tenemos sentidos común, por lo que nos podemos quedar un poco más tranquilos , al menos por el momento.

Tye Brady, jefe de tecnología en Amazon Robotics , explicó recientemente  en una entrevista , cuando participó en la Conferencia Em Tech Next,  uno de los incidentes más graves que han tenido los robots , que estuvo relacionado con un derrame de mantequilla para palomitas en el piso del almacén , el cual ocasionó un perfecto caos  y confusión.

EL  SECRETO  PARA   DETENER  EL   AVANCE  DE  LOS  ROBOTS

Era un día de operación como otros tantos y los robots se movían  de forma autónoma por todo el almacén, entregándoles los productos a los operarios. Todo funcionaba con normalidad hasta que un sobre de mantequilla para palomitas se cayó de uno de los estantes , fue aplastado por otro robots y esto provocó que  toda la mantequilla se derramara por el piso del almacén.

Esto ocasionó que algunos de los robots se acercaran a la zona para “ver” qué es lo que pasaba, con el objetivo de enviar una alerta a los responsables para que lo resolvieran. Pero ninguno fue capaz de lograrlo , ya que algunos lo detectaban como un obstáculo mientras que otros sólo se terminaban resbalando , provocando choques y creando un atasco de robots. Era evidente que los robots no estaban preparados para esto.

Al final, los robots terminaron deteniéndose y enviando reportes de error, por lo que los encargados del departamento de Amazon Robotics tuvieron que personarse en este centro logístico para darle solución al problema.

Esto demuestra que  a pesar de que la compañía de Jeff Bezos ya tiene más de 100.000 robots de este tipo en sus almacenes, la participación de los empleados de Amazon, que ya superan la cifra de 550.000 , sigue siendo crucial y necesaria. Y es que por más ” inteligentes “ que sean los robots , no son capaces de tener esa  destreza y sentido común de los trabajadores de carne y hueso, al menos por el momento.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *